Egg salad sandwich

 

receta: Nick Montgomery y Akira Akuto; foto: Konbi

Este sándwich proviene del restaurante Konbi, en Los Ángeles. Está causando sensación en instagram. Es una de esas raras veces que un platillo precioso y decididamente instagram-ready está pensado para saber tan bien como se ve. Sam Sifton del New York Times dice una cosa linda: el sándwich debe verse en el plato como una estrella de cine recostada en la playa. Y sí. Lean cuidadosamente las instrucciones del corte, para que no les falle. Y si les falla, avísennos en redes para mejorar la descripción. (Hasta abajo de este post hay una ayuda visual.) Y háganlo más veces, hasta que lo perfeccionen. Luego pongan una sandwichería y vuélvanse ricos.

La receta es para 4 sándwiches

 
02072019_receta-egg salad sando 01.jpg
 

INGREDIENTES

Hielo, para rellenar dos tazones

1 cebollita de cambray, la parte verde y el principio de la blanca, en rebanadas delgadísimas

1 cucharada de mayonesa Kewpie + lo necesario para untar en el pan

1 cucharada crème fraîche

1½ cucharaditas vinagre de arroz

1½ cucharaditas mostaza Dijon + lo necesario para untar en el pan

Sal

12 huevos

Sal de grano tipo Maldon

8 rebanadas pan de leche (si no tienen, pueden hacerlo ustedes; vayan acá) o pan de caja cuadrado

Llenen una olla grande con agua, dejando unos 10 centímetros libres, y lleven a hervor a fuego alto. Preparen 2 baños de agua con hielo en 2 tazones medianos. 

Mientras hierve el agua, hagan el aderezo. En un tazón pequeño, mezclen la cebollita, mayonesa, crème fraîche, vinagre y mostaza. Sazonen con sal al gusto.

Cuando el agua llegue a hervor, sumerjan con cuidado los 12 huevos. Dejen que el agua vuelva a hervir. En ese momento, bajen el fuego a medio bajo y cuezan los huevos 8 minutos. Retiren 6 huevos y pásenlos a un tazón con agua helada. Dejen los otros 6 huevos 6 minutos más, pásenlos al segundo tazón con agua helada. Déjenlos 5 minutos. Pasados éstos, rómpanles gentilmente la cáscara con la parte de atrás de una cuchara.

Trabajando directamente sobre el tazón pelen los huevos que cocieron más (los huevos duros), manteniéndolos sumergidos mientras lo hacen. Pásenlos a una tabla para cortar y pártanlos en trozos de 5mm. Con cuidado, ayudándose de una espátula de plástico, mézclenlos con el aderezo. Sazónenlos con sal al gusto.  

Trabajando directamente sobre el tazón pelen los huevos que cocieron menos (soft-boiled eggs). Pásenlos a la tabla y rebánenlos por la mitad, a lo largo. La yema deberá estar cremosa pero no líquida. Si les quedó líquida, hagan otra tanda. Así es la vida, un constante estar equivocándose y mejorando. (Pero, hey, tampoco es como que tengan que tirar esos huevos. Pueden marinarlos o agarrarlos de monchi con sal o con tantito Tajín.) 

Unten mostaza en 1 lado de 4 rebanadas de pan y mayonesa en 1 lado del resto de las rebanadas. Pónganle un poco de sal de grano a los soft-boiled eggs. Coloquen 2 mitades de estos huevos, con la yema bocabajo y las “puntas” viendo hacia la corteza del pan, en el centro de cada rebanada untada con mostaza. Las dos mitades de huevo deben tocarse pero no encimarse.

Repartan la ensalada de huevo entre los 4 sándwiches. A cada uno debe tocarle aproximadamente 1/2 taza de ensalada. Colóquenla sobre las mitades de huevo con cuidado, y úntenla hacia las cortezas para que toda la rebanada quede cubierta de ensalada. 

Tapen con el resto de las rebanadas, con la mayonesa viendo hacia abajo. Con un cuchillo de sierra, corten cuidadosamente las cortezas del lado derecho y el izquierdo de cada sándwich. (O sea, los lados “paralelos” a los soft-boiled eggs.)

Roten cada sándwich 90 grados y córtenlos en tres, en cortes paralelos a los lados de la corteza, creando así una preciosa sección en capas “geológicas”. Pueden servirlos de inmediato o refrigerarlos hasta 24 horas.~


Miren, aquí hay algo para que se ayuden:

02072019_receta-egg salad sando 02.jpg